ZUBELZU PIPARRAK lanzó al mercado en 2012 toda una novedad: las GILDAS ZUBELZU CLASICAS con Anchoa listas para consumir.

Este es un pintxo de mucha tradición en el País Vasco y hasta entonces la única manera de degustarlo era preparándolo al momento, pero ZUBELZU PIPARRAK, con la colaboración de AZTI, ha conseguido dar con la fórmula para poder conservarlas.

El objetivo primordial de proyecto desarrollado en colaboración con el cliente ha sido obtener un pincho tipo Gilda refrigerado listo para su consumo, elaborado fundamentalmente con Guindilla de Ibarra Zubelzu y anchoa y que mantuviera la calidad y características sensoriales de sabor, textura, aspecto y aroma de la Gilda recién preparada.

Se contemplaron como etapas esenciales la selección y estabilización de las características propias de los ingredientes a utilizar en la Gilda junto a la guindilla de Ibarra, el diseño del producto incluyendo las formulaciones y el líquido de cobertura así como la definición del proceso de elaboración y el seguimiento durante su conservación en refrigeración.

Como fruto del trabajo realizado se ha obtenido un producto diferenciador e innovador, de calidad, reconocido por su sabor y que ha permitido a la empresa ser reconocida por su capacidad de innovación (producto y proceso patentado) y acceder a nuevos nichos de negocio.